Estás en: Página de voz
  • Aumentar tamaño letra
  • Reducir tamaño letra
  • Imprimir página
  • Guardar voz
  • Añade a tu blog
  • Buscar noticias
  • Buscar en RedAragon

Miniatura

Contenido disponible: Texto GEA 2000  |  Última actualización realizada el 24/02/2010

(Arte Buscar voz...) En el momento actual los estudios sobre la miniatura en Aragón —tanto la aquí producida como la importada— están por hacer en su mayor parte. La bibliografía es muy poco extensa en la especialidad y en lo general sólo de referencias; incluso en el catálogo de manuscritos con pinturas de Domínguez Bordona y en otros trabajos del mismo autor las citas de lo aragonés son escasas y algunas de ellas, honradamente, las apoya en Ricardo del Arco Buscar voz... como nota enviada por dicho investigador aragonés. Aquí vamos a hacer una indicación somera dividida en dos apartados: lo producido más o menos hipotéticamente en Aragón y lo importado.

Las escasas noticias que se poseen de miniaturistas en Aragón corresponden a una época tardía y de ellos, como sucede con Fernando Gómez de Ágreda (1484, Tarazona) y Roberto Alexandre, de París (1491, Zaragoza), no se conocen obras seguras que sirvan para identificar su estilo. Caso aparte es el de fray Gilaberto de Flandes Buscar voz... (1502-1565, Zaragoza), cuya formación artística se desconoce, como el único autor a quien atribuir la dirección del taller de miniaturistas del monasterio jerónimo de Santa Engracia Buscar voz... de Zaragoza, en sus primeros tiempos, de donde proceden unos bellísimos cantorales que se guardan en el Archivo Diocesano de Huesca Buscar voz.... Más adelante hay nuevas referencias de miniaturistas sin que se les pueda otorgar obra conocida; así Pedro Delgado (1542) y su discípulo Pedro Pardo, o el iluminador Ezpeleta, natural de Alagón Buscar voz... pero residente en Zaragoza, al que cita Jusepe Martínez Buscar voz... y de quien escribió Ceán Bermúdez: «Fue muy excelente en la iluminación y trabajó mucho y bien para los libros de coro de las dos catedrales de aquella capital».

Entre lo más antiguo que se conserva producido en tierras aragonesas cabe reseñar un Hymnarium (Archivo Cat. Huesca) con iniciales miniadas a base de motivos de entrelazas y animales fantásticos en rojo y negro, fechable alrededor del año 1100. En la hoja de guarda de este códice figura un pequeño inventario de objetos litúrgicos que el obispo de Huesca, Esteban, prestó a la Iglesia de Zaragoza a raíz de la conquista de esta ciudad en 1118 por Alfonso I el Batallador Buscar voz.... De la misma data y estilo —adscribibles por tanto al mismo taller— son un Breviarium Monasticum y un Lectionarium, guardados en el mismo archivo catedralicio oscense. Mención especial merece un Sacramentarium-Evangeliarium-Epistolarium, con valiosas iluminaciones de enorme complicación y riqueza, con colorido intenso a base de rojo, azul, verde y amarillo. Aun cuando en opinión de Durán Gudiol Buscar voz... este códice pudo no haber sido realizado en el scriptorium de la seo de Huesca Buscar voz..., es indudable su parentesco con otros ejemplares de dicha procedencia, tales como el ya citado Hymnarium o la Biblia a2 de la Biblioteca Nacional de Madrid.

Caso especial lo constituyen los documentos impropiamente llamados «Actas del Concilio de Jaca», de los que se conservan copias en los archivos catedralicios de Huesca y Jaca. Todo permite suponer —siguiendo a Durán Gudiol— que el texto fuera una invención de las canónicas de Huesca y Jaca Buscar voz... con el fin de defender sus aspiraciones territoriales contra los intereses de los obispados vecinos (Pamplona, Lérida y Zaragoza) y de los principales monasterios de San Juan de la Peña Buscar voz... y de Montearagón Buscar voz.... La copia (Archivo Cat. Huesca-2-47) o Privilegio de Ramiro I Buscar voz... parece corresponder a la redacción más antigua, llevada a cabo después de la fecha que presenta. En opinión de Durán Gudiol, la falsificación habría tenido lugar en Roma, entre los años 1130 y 1140, con la posible intervención del maestro Juan, clérigo de la cancillería de la curia pontificia y abogado de la parte oscense en el pleito que se seguía ante la Santa Sede sobre límites oscenses. El pergamino está escrito en letra visigótica Buscar voz... con rasgos carolinos Buscar voz...; para las iluminaciones se emplearon tinta amarilla y encarnada más negro para los contornos y detalles indumentarios. En la parte superior izquierda figuran dos personajes identificados como Ramiro I y su hijo Sancho Ramírez Buscar voz.... En la parte inferior de hallan seis prelados sedentes, con atavíos y atributos litúrgicos que parecen pertenecer al arzobispo, dos obispos y tres abades que participaron en el Sínodo jaqués. Algo más avanzada es la copia (Archivo Cat. Huesca, 2-70), iluminada, en pergamino y letra carolina, que habría sido realizada, según Durán Gudiol, posiblemente después de 1155, fecha que concuerda bien con el estilo de las iluminaciones, pertenecientes estilísticamente a un románico bastante tardío, señalado por cierto barroquismo y ampulosidad de trazo. Un ejemplar posterior, del mismo tema (Archivo Cat. Huesca, 2-141), con letra protogótica cursiva, presenta miniaturas de estilo lineal de trazo flexible, cual corresponde al momento inicial del gótico. Podría atribuirse, sin riesgo, al autor de las segundas decoraciones murales de San Fructuoso de Bierge Buscar voz... (H.), hoy arrancadas y expuestas en los museos de A.C. en Barcelona, y Museo Diocesano en Huesca. De esta copia se sabe haber sido autorizada por el notario oscense Gil de Fraga y testificada por otros cuatro notarios entre los cuales figura Pedro Ángeles, que residía en Huesca a finales del siglo XIII.

Interesante es también el documento que refiere una Donación de Pedro I Buscar voz... a la catedral de Huesca, con la confirmación del rey Alfonso II Buscar voz..., del que se conservan dos ejemplares, uno en Jaca (Archivo Cat. Jaca, leg. 1. docs. reales, 10. E) con iluminación a pluma del monarca entregando el privilegio al obispo Pedro de Huesca, dentro de un estilo románico avanzado, y otro en Huesca (Archivo Cat. Huesca, 2-102) con los mismos personajes en actitud similar pero con rasgos estilísticos mucho más avanzados. De estilo románico tardío es el dibujo, realizado a pluma, con que fue ilustrado un documento con la Confirmación de privilegios por Alfonso II (Archivo Cat. Huesca, 2-16) de procedencia oscense.

En el capítulo de lo importado, aun cuando no conocemos seguramente todo el material que subsiste, quedan ejemplos muy notables cuya presencia en Aragón, se debe, indudablemente a la política cultural seguida por nuestros prelados. Así sucede con un Missale oscense (Archivo Cat. Huesca) que, a pesar de estar incompleto, conserva extraordinarias iluminaciones a toda página (Calvario y Pantocrátor, policromados sobre fondo de oro), más iniciales, en estilo sienés, de la segunda mitad del Duecento. El códice es un misal para uso del obispo y procede de la ciudad italiana de Siena, traído quizá por García Pérez de Zuazo (electo y sin consagrar), que estuvo en Roma en 1272. Un texto, escrito en el primer folio del volumen, explica que se compró por el obispo de Huesca al comerciante Bonfiglio de Siena. El ilustrador refleja ser buen intérprete de la corriente italobizantina tal como se daba entre los predecesores de Cimabue.

Al siglo XIV pertenecen dos Breviarios oscenses, con bellas miniaturas, cuya presencia en el Archivo Diocesano de Huesca se justifica sobradamente. El primero (h. 1324-1328) fue confeccionado por encargo del obispo oscense Gastón de Montcada, como lo prueba la repetida inserción de su escudo en el códice. Para Domínguez Bordona las orlas y elementos figurados que pueblan sus páginas son de filiación boloñesa y similares a los que presentan otros ejemplares de escuela catalana durante el primer tercio del siglo XIV. El segundo Breviario posee miniaturas en estilo italogótico de carácter sienés, recibido tal vez a través de Aviñón. Se puede pensar —como sugiere Domínguez Bordona— que fuera escrito e ilustrado en Cataluña, en uno de los talleres de iluminación de manuscritos que, en íntimo contacto con la casa real, se desarrollan en Barcelona durante el siglo XIV. Mención destacadísima merecen los Libros de Horas que tan de moda estuvieron en el siglo XV y de los que Zaragoza conserva ejemplares franceses y flamencos. De los flamencos el más importante es el de D. Juan Rodríguez de Fonseca, obispo de Palencia (hoy en la biblioteca del Real Seminario de San Carlos Borromeo, Zaragoza), y que fue pintado en Brujas a comienzos del siglo XVI. Su decoración es de extraordinaria opulencia, interviniendo ilustradores de primera magnitud que tomaron como modelo obras de Memling y de otros grandes maestros, a los cuales, en ocasiones, ha sido atribuida la ilustración de este volumen. Pero es mucho más importante en número el conjunto de libros franceses; entre ellos el que continúa siendo propiedad de los padres escolapios de Zaragoza, que fue estudiado, como el anterior, por E. Bertaux, y F. Torralba: trátase de una obra de primera magnitud relacionable —según Torralba Buscar voz...— con el Maestro de las Horas de Rohan y, sobre todo, con el taller de Bedford.

Otra serie de bellos Libros de Horas franceses en colecciones particulares han sido también estudiados, aun cuando de algunos ignoramos si todavía se conservan en Aragón. Sí que lo está el espléndido de María Teresa Funes, con escudo de los Montmorency y opulentísima decoración de orlas más grandes miniaturas obra de varias manos, pero, sobre todo incluible en la escuela de Rouen y fechable en los inicios del siglo XVI.

En la catedral de Tarazona Buscar voz... se conservan algunos códices con decoración miniada, de los siglos XIV al XVI. El más notable es un misal escrito en Roma para el obispo don Pedro Ferriz por Diego Rodríguez, presbítero de Salamanca en 1471, con miniaturas en orlas e iniciales en oro y colores. Muy importante es la colección de veintitrés cantorales procedentes del monasterio jerónimo de Santa Engracia de Zaragoza que se conservan en el Archivo Diocesano de Huesca. En la serie son quince los libros que corresponden a los primeros años del siglo XVI (c. 1502-1504) y los restantes se deben a Francisco Lorieri Buscar voz..., de Zaragoza, con fecha de 1692. En el primer conjunto, realizado bajo la dirección de fray Gilaberto de Flandes Buscar voz..., es donde se encuentran los ejemplares artísticamente más valiosos por la riqueza y calidad de las miniaturas que adornan sus páginas; en los demás la decoración se limita —salvo en un par de casos— a las iniciales afiligranadas en rojo y azul.

En el campo de la miniatura profana merece destacarse un manuscrito de las obras poéticas de Petrarca, ilustrado con miniaturas en la parte correspondiente a los Triunfos, y letras capitales en oro y pintadas en el resto del volumen, que diera a conocer Bertaux, propiedad del Real Seminario de San Carlos Borromeo de Zaragoza. Obra firmada de Bartolomé Veneciano (1.ª mitad del XVI), según demostrara Torralba, para quien «es obra de importancia, y de época y estilo de que es poco corriente encontrar testimonios en España; dicho estilo tiene recuerdos evidentes de Mantegna y de Tura, pero es mucho más seco y agrio, con varias evidentes torpezas y puerilidades».

• Bibliog.:
Bertaux, E.: Exposición retrospectiva de Arte, 1908; Zaragoza-París, 1910.
Arco, R. del: «Archivos históricos del Alto Aragón»; Universidad, n.° 3, Zaragoza, 1929.
Domínguez Bordona, J.: Manuscritos con pinturas; Madrid, 1933.
Torralba Soriano, F.: Real Seminario de San Carlos Borromeo de Zaragoza; Zaragoza, Monumentos de Aragón, n.° 2, 1952.
Durán Gudiol, A.: Los manuscritos de la catedral de Huesca; Huesca, 1953.
Torralba Soriano, F.: Catedral de Tarazona; Zaragoza, Monumentos de Aragón, n.° 3, Zaragoza, 1954.
Domínguez Bordona, J.: Miniatura; Ars Hispaniae, XVIII, Madrid, 1958.
Torralba Soriano, F.: Libros de horas miniados conservados en Zaragoza; Zaragoza, I.F.C., 1962.
Lacarra, M.ª C. y Morte, C.: Catálogo del Museo Episcopal y Capitular de Arqueología sagrada, Huesca.

 

Imágenes de la voz

Miniatura representando a...Miniatura representando a la Muerte

Miniatura...Miniatura

Representación de San Lor...Representación de San Lorenzo. Min...

Categorías relacionadas

Categorías y Subcategorías a las que pertenece la voz:

 

© DiCom Medios SL. C/ Hernán Cortés 37, 50005 Zaragoza
Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza, en inscripción 1ª, Tomo 2563,
Seccion 8, Hoja Z-27296, Folio 130. CIF: B-50849983

Información Legal

NTT