Estás en: Página de voz
  • Aumentar tamaño letra
  • Reducir tamaño letra
  • Imprimir página
  • Guardar voz
  • Añade a tu blog
  • Buscar noticias
  • Buscar en RedAragon

Fortunatus, Villa

Contenido disponible: Texto GEA 2000  |  Última actualización realizada el 28/03/2008

(Arqueol.) Establecimiento romano, de época avanzada, situado en la orilla izquierda del río Cinca, al norte de Fraga (H.) y en su término municipal, cerca de la carretera que conduce hacia Alcolea de Cinca. El conjunto corresponde a un gran establecimiento de tipo rural, una villa Buscar voz... rústica, que constituye aún uno de los mejores ejemplos de arquitectura rural romana para Aragón, pese a que su muy defectuosa excavación permitió que una parte importante de la información no se interpretase correctamente. La publicación inicial del conjunto se debe a Serra Ráfols, y luego a Galiay, Del Arco y Palol, esencialmente. Se trata de un conjunto construido, al parecer, inicialmente en el siglo II d.C., en la zona oeste, y completado posteriormente por una nueva fase de fines del siglo III y comienzos del IV d.C., segundo momento que utilizaría también las estructuras antiguas, aunque incluso hubiera diferencias de nivel salvadas por escaleras.

El conjunto presenta una estructura abierta a un gran patio, un peristilo rectangular de 17 por 20,5 metros, conservándose los arranques de la columnata con podio, basamentos y fustes de columnas. El conjunto apareció pavimentado con mosaicos Buscar voz.... En el patio, se determinó un aquarium, decorado con frescos de tema marino, y un pozo de agua. Esta estructura central daba paso lateralmente a las distintas dependencias de la villa, determinándose la riqueza de las estancias por la posesión o no, de pavimentos musivos. Los materiales conservados pertenecientes al primer conjunto arquitectónico suponen claramente un ajuar rico, aunque lamentablemente el criterio selectivo en su recogida privó de elementos menores, esencialmente cerámicos, que hubieran podido aportar datos más amplios. Se recogieron restos de varias inscripciones funerarias fragmentadas, que Serra Ráfols dató en el siglo II d.C. y que indudablemente deben pertenecer a elementos reaprovechados, utilizados posteriormente. Unas monedas de Trajano y Adriano fueron elementos determinantes para la cronología que se atribuyó, además de una estatua de Venus en bronce.

La modificación y ampliación del siglo III-IV d.C. afectó a buena parte y constituye lo más notable de lo excavado, sobre todo por la aportación de mosaicos, que han sido estudiados o al menos tratados repetidamente basándose más en criterios estilísticos que propiamente arqueológicos. Hay entre ellos mosaicos geométricos, con tesselae en blanco y negro de buen tamaño, que contienen emblemas figurativos. Un conjunto de este tipo adornaba la galería del peristilo con emblemas policromos y temas de fauna; se han fechado hacia comienzos del IV d.C. Mayor interés revisten los mosaicos policromos de tesselae pequeñas, entre los que destaca el que contiene en la orla el nombre del propietario de la villa, fortunatus, en una inscripción musiva partida por un crismón, de evidente significado cristiano. El emblema es de clara filiación africana con temas de flores y animales. Es notable la alternancia de estos mosaicos con otros de tradición pagana, con figura femenina semidesnuda, apoyada en una columna y con un niño, posiblemente Venus con Eros. Otra figuración representa a una pareja, tapados con un manto y cogidos por el brazo. La perduración de temas paganos, ya francamente decadentes, alternando con temas cristianos, parece querer llevar el conjunto a fines del siglo IV d.C. o aún más tarde. Otras opiniones tienden a creer que los mosaicos paganos corresponderían a la primitiva villa, mientras que los restantes serían los de la modificación tardía. Problema de difícil solución por los apuntados defectos de excavación.

Otros mosaicos con temas de género complementan una serie de laudas sepulcrales que estarían ligadas con la basílica del siglo VI d.C. que se erigió luego. Este conjunto, muy interesante, que estudiara Palol, se elevó al lado oeste de la villa, parcialmente adosada a la galería del peristilo. Tiene planta de cruz latina y crucero. La nave termina en ábside semicircular al interior y rectangular al exterior. La nave algo más ancha contiene dos enterramientos, comunicada con habitaciones laterales. El conjunto, completado con una serie de habitaciones, con transepto y una estancia con cuatro columnas, pudo contener un baptisterio que no ha quedado o no se acusó en la excavación. Se recuperó en esta zona una pieza considerada por unos como cancel, con un crismón Buscar voz..., y por otros como lauda sepulcral, además de un capitel visigodo que habla de pervivencias en aquella época.

Los problemas que plantea la Villa Fortunatus dependen decididamente de la incompleta y defectuosa excavación, pero pese a ello ponen de manifiesto la existencia de una serie de propiedades en manos de terratenientes acaudalados que se permiten viviendas lujosas decoradas con pavimentos de recio como los descritos. Esta serie de haciendas son las que mantienen en la baja romanidad los restos de la cultura y sobre todo de la economía romana en decadencia, aunque de Villa Fortunatus no podamos anotar datos sobre dependencias agrícolas, enseres, tierras que cultivase, etc. No obstante, es notorio ver que la distribución en planta que mantiene, pese a las modificaciones sufridas, no difiere en gran cosa de la estructura que se iniciara en las primitivas villas altoimperiales, con excepción hecha, naturalmente, de la adición de la basílica Buscar voz... del siglo VI, cuya explicación plantea otros problemas, quizás de variación de la comunidad que albergase la villa entonces. Su privilegiada situación a orillas del Cinca, pone simplemente un punto más en una zona de extraordinaria riqueza arqueológica en la baja romanidad, como manifiesta la densidad de hallazgos y yacimientos.

• Bibliog.: Serra Ráfols, J. de C.: «La villa Fortunatus de Fraga»; Ampurias, V, Barcelona, 1943. Galiay, J.: La dominación romana en Aragón; Zaragoza, 1946. Palol, P. de: Arqueología cristiana de la España romana; Madrid-Valladolid, 1967.

 

Monográficos

Aragón en la Época Romana

Aragón en la Época Romana

Aragón perteneció al Imperio Romano. Conoce como lo vivieron los aragoneses.

Los Visigodos en Aragón

Los Visigodos en Aragón

¿Qué sabes de los visigodos en Aragón? Adéntrate en una de las épocas históricas más oscuras.

Imágenes de la voz

Capitel. Villa Fortunatus...Capitel. Villa Fortunatus, Fraga

Vista parcial de Villa Fo...Vista parcial de Villa Fortunatus,...

Mosaico de Villa Fortunat...Mosaico de Villa Fortunatus, Fraga

Villa Fortunatus (Huesca)...Villa Fortunatus (Huesca). Patio

Categorías relacionadas

Categorías y Subcategorías a las que pertenece la voz:

 

© DiCom Medios SL. C/ Hernán Cortés 37, 50005 Zaragoza
Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza, en inscripción 1ª, Tomo 2563,
Seccion 8, Hoja Z-27296, Folio 130. CIF: B-50849983

Información Legal

NTT