Estás en: Página de voz
  • Aumentar tamaño letra
  • Reducir tamaño letra
  • Imprimir página
  • Guardar voz
  • Añade a tu blog
  • Buscar noticias
  • Buscar en RedAragon

Forqué Galindo, José María

Contenido disponible: Texto GEA 2000  |  Última actualización realizada el 17/03/2010

(Zaragoza Buscar voz..., 8-III-1923 - Madrid, 17-III-1995). Director de cine Buscar voz.... Estudió el bachillerato en el Colegio de los Padres Escolapios de su ciudad natal gracias a una beca. En este centro se despertó su afición teatral. Comienza sus estudios de arquitectura en Zaragoza, al mismo tiempo que organizaba, para el T.E.U. de Zaragoza, representaciones teatrales, de las que llegó a ser director. Estudió en la Escuela Superior de Arquitectura de Barcelona, obteniendo el título de aparejador y trabajando como delineante para costearse sus estudios. Antes de dedicarse a la dirección cinematográfica rueda algunos documentales de contenido folclórico, principalmente. Forqué es director de extensa filmografía, con películas de cuidada factura. Pero su caso, en el cine español, no deja de ser curioso. La crítica le reprocha muchas cosas, creemos que injustamente. Por pura paradoja, son las mismas que se elogian a otros realizadores. Forqué es de espíritu joven, con ideas claras, precisas. El cine es para él algo muy importante, cuyo destinatario es siempre el público medio. En sus temas no vemos símbolos, pues trata de ofrecer un cine pulcramente realizado sin recurrir a fáciles subterfugios. Pero si hay un director que mejor rehúya un estilo definido, ése es Forqué. Y una atenta mirada a su filmografía puede revelárnoslo. El cine qualité del realizador zaragozano tiene más importancia que su trasfondo, enmarcado siempre en ambientes precisos y correctos. Consecuente con su estilo, Forqué nunca defrauda, aunque, a veces, tampoco convenza.

Su carrera la inicia en 1951, en una película que co-realiza con Pedro Lazaga, María Morena. Hasta 1957, con Amanecer en Puerta Oscura, no llama la atención de la crítica, aunque destacamos un film muy entrañado con la fantasía: El diablo toca la flauta, donoso apunte, que es algo más que una sátira y señala un estilo que Forqué abandona. Pero en Amanecer en Puerta Oscura, nuestro director hace diana indicando un camino que seguir. La acción en esta película transcurre en el siglo XIX, en Andalucía. Late un conflicto laboral entre los mineros, y el conflicto se agudiza cuando Andrés Ruiz mata al capataz de la mina en defensa de un compañero. Parece ser que el tema deparó a Forqué muchos sinsabores y disgustos por la censura. Lo cierto es que a partir de este film conflictivo, la obra cinematográfica del aragonés se deslinda por derroteros más fáciles. Para el exigente crítico zaragozano Pérez Gállego, la película culminaba cuando «en la noche del Miércoles Santo la venerada imagen de Nuestro Padre Jesús el Rico visita con su cofradía la cárcel provincial. Los condenados a muerte durante la Cuaresma, si los hay, son puestos ante la imagen, cuyo brazo derecho, movido por el vaivén que los costaleros comunican al paso, señala al que debe quedar indultado. Este dramático y angustioso juicio de Dios -incluido en los diez últimos minutos de la película- es en realidad un pretexto que ha determinado el resto del film, dilatado epílogo que sirve de introducción a la escena cumbre». Refiriéndose a la labor de Forqué, el crítico zaragozano perfilaba mejor su contenido ambiental: «Detrás de él hay una serie de finas observaciones sobre la realidad social de Andalucía en 1800 que denotan un espíritu observador, un realizador del que cabe esperar en breve obras definitivas». En Berlín tuvo su compensación el film, puesto que fue galardonado con un Oso de Plata, en su edición de 1957, galardón internacional que dio la razón a su realizador.

Pero, en adelante, no esperemos otro caso similar en el trabajo de Forqué. Colocado ya en la década de los 70, parece agudizar su estilo en busca de horizontes no muy halagüeños para los personajes que viven sus temas. El ojo del huracán (1971) es ya una intriga de cierta turbiedad, que José María Forqué llena de atractivos: en el juego de los actores, en lo sugestivo de las situaciones, en su barroco concepto de la puesta en escena, iniciada en una elipsis que cierra como una solución válida por el momento. Hacia la mitad, la intriga deja de serlo, y somos conscientes de los males que acechan a la aterrorizada Ruth y los autores que los maquinan. Es que el film abre un nuevo cauce para el sadismo, la crueldad, con toda una delirante colección de «tics» que su misma oportunidad los hace válidos.

No es nada, mamá..., sólo un juego, en la misma línea atormentada y crítica, es obra más madura, más repleta de búsquedas: la acción se sitúa en Venezuela, cuyo fondo ambiental lleva a la denuncia social. Existe una familia rica de industriales cuya práctica del feudalismo ha colapsado los derechos humanos. Vemos a todo un pueblo sometido a sus señores, que se divierten, atropellan o pervierten a los humildes. El film, bellamente ambientado, ofrece escenas de refinado sadismo, que Forqué exacerba hasta un grado máximo. Una secuencia plenamente conseguida recoge la vejación y la humillación, a niveles degradantes, de la muchacha más bella del poblado. Un Forqué, en definitiva, ofreciendo respuestas a tantas preguntas que se le han formulado a lo largo de su dilatada carrera.

Otra película llama la atención en su producción: Una pareja... distinta (1974). La pareja en cuestión la componen Zoraida, mujer barbuda, y Charly, travesti degradado después de concluir su trabajo artístico en un cabaret inmundo, entreteniendo al extravagante y rico don Arturo en sus rituales disparatados, que celebra en su fastuoso palacio para combatir su abulia; Zoraida, fenómeno circense, pide hospitalidad en casa de Charly cuando el director del circo donde trabaja la despide por haber dado a luz una niña. Al parecer, no interesa en las atracciones un hijo de la mujer barbuda que nació con el rostro limpio. Charly ofrece su hospitalidad por una noche, pero Zoraida se quedará para siempre. Charly gracias a esta mujer intentará rehacer su vida en otra profesión que no degrade. Pero los ingresos merman al afeitarse Zoraida la barba y colgar Charly sus atuendos feminoides. Ambos lucharán por conservar la dignidad, pero serán anulados y vencidos por una serie de razones, en verdad, monstruosas. Los dos personajes -que interpretan Lina Morgan y José Luis López Vázquez- llenan el film. El ex travesti, tras una escena de vergonzante humillación humana, lucha contra los convencionalismos que intenta destruir, sin conseguirlo. Dentro de la obra de Forqué, se yergue esta película como obra realizada sin concesiones, una especie de roca emergiendo como asidero del náufrago. Posiblemente, nuestro cine, sea un poco náufrago y busca asideros temáticos, como éste de Forqué.

Inicia la década de los ochenta con un biopic seriado para T.V.E. que le supone un enorme éxito: Ramón y Cajal (1982), una revisión del genial investigador aragonés que es al mismo tiempo un modelo de saber hacer. Seguirá por esta misma senda en Romanza final (1986), esta vez a partir de la biografía del tenor roncalés Julián Gayarre, y Miguel Servet, la sangre y la ceniza (1988). Hubiera completado el ciclo, si la muerte no se lo hubiera impedido, con otra serie dedicada a la cupletista turiasonense Raquel Meller. Sí pudo volver al largometraje con una coproducción rodada en Chequia y con temática de ciencia ficción. Nexus cierra en 1993 la filmografía de uno de los más dignos y creativos artesanos del cine español.

Distinciones. 1992- Medalla de Oro al Mérito de las Bellas Artes y homenaje en el Festival de Cine de Huesca; 1994- Premio Nacional de Cinematografía y homenaje en el Festival de Cine de Comedia de Peñíscola; y 1995- La Academia de Cine le otorga un Goya Honorífico por la totalidad de su obra.

• Filmografía: Vaqueiros de Alzada (1951 cortometraje), María Morena (correalizador con Pedro Lazaga), Niebla y sol (1951), El diablo toca la flauta (1953), Un día perdido (1954), La legión del silencio (1955, correalizador con Nieves Conde), Embajadores del Infierno (1956), Amanecer en Puerta Oscura (1957), La noche y el alba (1958), Un hecho violento (1958), De espaldas a la puerta (1959), La Chunga y sus gitanos (1959, cortometraje), Maribel y la extraña familia (1960), 091, Policía al habla (1960), Usted puede ser un asesino (1961), El secreto de Mónica (1961), Atraco a las tres (1962), Accidente 703 (1962), La becerrada (1962), El juego de la verdad (1963), Humorismo negro (1963, un episodio), Vacaciones para Ivette (1964), Casi un caballero (1964), Tengo 17 años (1964), Yo he visto la muerte (1965), La muerte viaja demasiado (un episodio, 1965), Zarabanda Bing-Bing (1966), Las viudas (1966, un episodio), Un millón en la basura (1977), Las que tienen que servir (1977), El diablo bajo la almohada (1977), Dame un poco de amooor (1968), La vil seducción (1968), Pecados conyugales (1969), Estudio amueblado 2-P (1969), El monumento (1970), El ojo del huracán (1970), El triangulito (1970), La cera virgen (1971), Ella, ellos y la Ley (1972), Tarots. Detrás de las cartas, el diablo (1973), Una pareja... distinta (1973), No es nada, mamá, sólo un juego (1974), Casa fundada en 1940 (1975), Vuelve, querida Nati (1976), El segundo poder (1976), El encuentro (1977), La mujer de la tierra caliente (1978), El canto de la cigarra (1980), ¡Qué verde era mi duque! (1980), Los siete pecados capitales, para T.V.E. (1980), Ramón y Cajal, para T.V.E. (1982), Romanza final (1986), Miguel Servet, la sangre y la ceniza (1988) y Nexus (1993).

• Bibliog.:
Cebollada, Pascual: José María Forqué, un director de cine; Barcelona, Royal Books, 1993.
Diccionario antológico de Artistas Aragoneses, 1947-1978. Institución «Fernando el Católico» (C.S.I.C.), Zaragoza, publicación núm. 852, 1983; Voz de Manuel Rotellar Mata.
Hernández Ruiz, Javier y Pérez Rubio, Pablo: Cineastas aragoneses; Ayuntamiento de Zaragoza, Área de Cultura y Educación, Servicio de Acción Cultural, Zaragoza, 1992.
Pérez Núñez, Jesús: José María Forqué: la lucha de un hombre por la supervivencia; Bilbao, C.A.C. Teatro Arriaga, 1995.

 

Monográficos

Aragón durante el franquismo

Aragón durante el franquismo

Un nuevo estado totalitario surge tras la fractura de la Guerra Civil. Conoce su evolución en Aragón.

Imágenes de la voz

"Amanecer en Puerta Oscura", pelíc...

José María Forqué y su hi...José María Forqué y su hija Veróni...

Categorías relacionadas

Categorías y Subcategorías a las que pertenece la voz:

 

© DiCom Medios SL. C/ Hernán Cortés 37, 50005 Zaragoza
Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza, en inscripción 1ª, Tomo 2563,
Seccion 8, Hoja Z-27296, Folio 130. CIF: B-50849983

Información Legal

NTT