Estás en: Página de voz
  • Aumentar tamaño letra
  • Reducir tamaño letra
  • Imprimir página
  • Guardar voz
  • Añade a tu blog
  • Buscar noticias
  • Buscar en RedAragon

Fonte, Pedro José

Contenido disponible: Texto GEA 2000

(1777-1839). El que fue el último obispo de México bajo administración española, nació en Linares de Mora el 13 de marzo de 1777. Destinado por su familia a la carrera eclesiástica que cursó en el seminario zaragozano con gran aprovechamiento, siguiendo, además, los cursos de filosofía moral y economía civil y política en la Real Sociedad Económica Aragonesa de Amigos del País. Simultáneamente, en la Universidad de Zaragoza y en la Facultad de Leyes se licenció en Derecho Civil, y en la de teología alcanzó el doctorado. Antes de concluir la carrera eclesiástica fue nombrado fiscal eclesiástico de Teruel. En esta ciudad trabó conocimiento con el nuevo arzobispo de México, Francisco Javier Lizana, natural de Teruel, quien le llevó consigo a la archidiócesis novohispana, nombrándole provisor y vicario general del arzobispado mejicano. Una vez establecido en Méjico, alcanzó la plaza de canónigo doctoral en el Cabildo catedralicio y la Universidad le nombró catedrático de Teología. Hombre de vastísima cultura, Fonte contaba con un permiso expedido por el Santo Oficio para leer libros reputados como prohibidos, lo que es un expresivo síntoma de su talla intelectual, así como de su acreditada ortodoxia doctrinal. Al morir el arzobispo Lizana en 1812, Fonte fue nombrado gobernador de la sede vacante hasta la provisión de un sustituto, nombramiento que recayó en su propia persona en 1815. A los treinta y ocho años, Pedro Fonte alcanzaba una de las dignidades más apetecidas: el arzobispado de Méjico. El 29 de junio de 1816 y en la catedral de México, Pedro Fonte fue consagrado obispo por otro aragonés, el entonces obispo de Oaxaca, Antonio Bergosa y Jordán. La talla intelectual de Fonte complicó sus posibilidades de elección y decisión ante las circunstancias que muy pronto le tocarían vivir. Primero, al proclamarse el Trienio Liberal, juró la Constitución de 1812 y publicó un edicto declarando obligatoria la jura de la misma para todos los eclesiásticos. Después, en el proceso independizador, se opuso a Itúrbide primero y los aceptó dubitativamente después. Las tensiones que sus indecisiones crearon, le llevaron a su repentina y clandestina huida de México en 1892, sin haber renunciado a su arzobispado. Llegado a España y confiado en que Fernando VII recobraría México en un plazo prudencial de tiempo, se alojó en casa de su hermano en Valencia. La irreversible independencia de México, la campaña de difamación de que fue objeto en su propia diócesis y las presiones de la curia romana, consiguieron que Pedro Fonte renunciase a su sede archiepiscopal en 1838. Previamente, en 1833 la reina María Cristina le había nombrado miembro del Consejo de Regencia durante la minoría de edad de Isabel II. Instalado con tal motivo en Madrid, recibió de la reina otros honores: Patriarca de las Indias, Capellán Limosnero y Vicario General de los Ejércitos. El 11 de junio de 1839, cuando aún no se cumplía el año de su renuncia, falleció en Madrid.

• Bibliog.: Cuenca Toribio, José Manuel: Sociología de una élite de poder de España e Iberoamérica contemporáneas: La jerarquía eclesiástica (1789-1965); Córdoba, 1976. Grupo Nono-Art: Los aragoneses y el Nuevo Mundo; Zaragoza, 1986.

 

  • Aumentar tamaño letra
  • Reducir tamaño letra
  • Imprimir página
  • Guardar voz
  • Añade a tu blog
  • Buscar noticias
  • Buscar en RedAragon

Categorías relacionadas

Categorías y Subcategorías a las que pertenece la voz:

 

© DiCom Medios SL. C/ Hernán Cortés 37, 50005 Zaragoza
Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza, en inscripción 1ª, Tomo 2563,
Seccion 8, Hoja Z-27296, Folio 130. CIF: B-50849983

Información Legal

NTT