!--#include virtual="entorno.asp"--> Los espacios naturales protegidos de Aragón. Espacios naturales protegidos de Aragón.
Espacios naturales protegidos de Aragón
Sombra

Tema 4. Los parques naturales

La ficha...

¿Qué es un Parque Natural?
Es un espacio de relativa extensión, poco transformado por la explotación y ocupación humana, que posee valores ecológicos, estéticos, educativos y científicos cuya conservación merece atención preferente y puede compatibilizarse con las actividades humanas a través de un uso equilibrado y sostenible de los recursos. La declaración de Parque Natural se realiza mediante una Ley aprobada en las Cortes de Aragón, previa aprobación del Plan de Ordenación de los Recursos Naturales (PORN).

¿Qué parques naturales hay declarados en Aragón?
Parque Natural del Moncayo.
Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara.
Parque Natural Posets-Maladeta.
Parque Natural de los Valles Occidentales.


Parque Natural del Moncayo

El Moncayo se sitúa en la línea fronteriza entre Soria y Zaragoza. Es la cota más alta de la Cordillera Ibérica con 2.315 metros de altitud, conformado el vértice entre la Meseta castellana y la Depresión del Ebro.

Como se ha dicho anteriormente, ya fue declarado en 1927 Sitio Natural de Interés Nacional. No será hasta 1978 cuando se declare el Parque Natural de la Dehesa del Moncayo, que se ha visto ampliado en 2007.

El macizo era conocido desde la Antigüedad, citado por las fuentes romanas como Mons Chaunus y ya desde aquel momento se le ha concedido un halo mágico y de misterio. El gigante mitológico Caco tuvo su cueva en este monte, lugar donde guardaba todo lo que robaba. Además, las leyendas sobre esta montaña fueron ampliamente promovidas por Gustavo Adolfo Bécquer haciéndose eco de las brujas que habían habitado en las poblaciones de la ladera.

Estructuralmente, el macizo se divide en dos zonas bien diferenciadas: la noroccidental, donde se concentran las mayores alturas sobrepasando los dos mil metros (Moncayo y Lobera) y donde todavía se ven los restos de tres circos glaciares, aunque ya muy erosionados; la suroriental, conformada por las llamadas muelas calizas y la abundancia de cuevas y dolinas, en donde destaca la formación de Las Peñas de Herrera.

La ladera aragonesa de Moncayo tiene un mayor aporte de agua que la castellana. En esta vertiente nacen los ríos Queiles y Huecha, que van a desembocar en el Ebro tras pasar por Tarazona y Borja respectivamente. Este mayor aporte de agua confiere una gran diferencia de la vegetación de las dos laderas. Mientras que la ladera soriana está desnuda de árboles, la zaragozana queda cubierta por un bosque dispuesto en pisos altitudinales. Éste es un singular enclave ecológico porque reune en un mismo espacio especies vegetales propias del clima húmedo atlántico, con otras más propias del clima soleado y seco mediterráneo.

Puebla la base del Moncayo el bosque de robles y carrascas, que da paso, a partir de los 1.200 metros de altura, al hayedo, salpicado de pino silvestre repoblado. El bosque tiene su techo a los 1.800 metros, donde es reemplazado por un matorral subalpino de arándanos o enebros.

Como es de suponer, la variedad de vegetal en un mismo espacio es síntoma de una fauna también muy rica, destacando distintas aves como el buitre, alimoche y águila real entre las de mayor envergadura, y el corzo o el jabalí entre los mamíferos de mayor tamaño.


Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara

La sierra de Guara constituye el segmento más extenso y voluminoso de las sierras exteriores pirenaicas, en inmediato contacto con la Hoya de Huesca y el Somontano de Barbastro. Se extiende desde el río Flumen hasta el Vero, con una longitud de 30 kilómetros.

El Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara se sitúa en la transición entre la cordillera pirenaica y la depresión del Ebro, quedando bien diferenciadas su cara norte más húmeda y con mucha más vegetación, con la cara sur de la sierra, mucho más seca de clima más mediterráneo.

En cuanto a los materiales del suelo, predominan las calizas y los conglomerados, rocas sedimentarias que por efectos de la erosión y distintos procesos químicos han favorecido la aparición de multitud de cuevas, abrigos, simas, dolinas y profundos barrancos y foces flanqueadas por imponentes paredes verticales. El punto más alto de la sierra es la emblemática mole caliza del Tozal o Puntón de Guara a 2.077 metros.

La presencia humana en la Sierra se da desde la Prehistoria con abrigos en donde se ha hallado pinturas del Paleolítico y el Neolítico, además de restos de construcciones megalíticas (dólmenes). En la actualidad es muy importante y necesaria la compatibilidad de esta presencia humana adaptándose y siendo respetuosa con el paisaje natural.

En cuanto a la vegetación, ya hemos dicho que había una clara diferencia entre la vertiente norte húmeda, predominando el quejigo y pino silvestre, y la vertiente sur, mediterránea, dominada la encina junto al pino. También encontramos un gran desarrollo de distintas especies de arbustos y matorrales como el erizón o el boj.

El animal más representativo del Parque Natural seguramente es el buitre, ya que las paredes verticales y cañones de esta sierra le ofrecen un lugar excepcional para instalar sus nidos. En un número mucho menor también encontramos surcando los cielos de Guara a quebrantahuesos y águilas reales.


Parque Natural Posets-Maladeta

El pico de Posets se sitúa en el macizo del mismo nombre dentro del Pirineo axial. Con 3.375 metros, es la segunda máxima altura de la cordillera pirenaica. El de Maladeta con 3.308 metros es el macizo más oriental del Pirineo aragonés, ya limitando con Lérida, y en él se localiza el Aneto que, con sus 3.404 metros es la mayor altitud de la cordillera. Simplemente, la presencia y la espectacularidad de estos tres montes hacía necesaria la creación del Parque Natural de Posets-Maladeta. Separando estos macizos montañosos se enclavan dentro del Parque (de este a oeste) el valle de Barrabés, el de Benasque y el de Chistau.

Si el objetivo del Parque Nacional de Ordesa y Gavarnie era declarar espacios naturales relacionados con macizos calizos, en el caso de Posets-Maladeta se pretende dotar de protección y reconocimiento un macizo granítico. Aquí se localizan los enclaves más altos del macizo pirenaico y ello ha dado lugar a que se conserven en este espacio los glaciares más meridionales de Europa. En consecuencia, dentro del parque existen trece glaciares de reducidas dimensiones que, a su vez, han sido reconocidos como Monumentos Naturales.

Dichos glaciares se hallan en franco retroceso debido a la evolución y cambios climáticos, habiéndose perdido en los últimos 100 años en torno a las 1.200 ha. de hielo. En la actualidad su superficie no llega a las 400 ha. lo que determinó que se crearan figuras de protección para retrasar en lo posible la fusión del hielo conservando estos espacios como monumentos naturales.

Además de las formas y modelados glaciares que configuran un espacio singular existen complejos fenómenos kársticos. Por ejemplo el Forau de Aiguallut es un sumidero por el que penetran las aguas de los deshielos y emergen después en la vertiente francesa de los Pirineos, en la cabecera del río Garona.

El fenómeno de la altitud también ha permitido que se conserven en este espacio especies endémicas y en peligro de extinción de flora y fauna propia de ambientes bioclimáticos de alta montaña e incluso de Europa Septentrional.

Vestigios de los glaciares... Los ibones

Son los pequeños lagos de montaña existentes en el Pirineo aragonés. El origen de los ibones es glaciar en la mayoría de los casos, ocupando cubetas o pequeñas depresiones de excavación abiertas por las masas de hielo cuaternarias, bien en los circos de alimentación, bien en el fondo de los altos valles. Actúan como recipientes naturales, que retienen y almacenan el agua de los deshielos veraniegos. Algunas de estas cubetas, sometidas a una intensa sedimentación, han quedado colmatadas y ha desaparecido el ibón, convertido en un área de turberas (terreno musgosos y anegados).
En el Pirineo aragonés hay contabilizados 94 ibones.


Parque Natural de los Valles Occidentales

Fue creado en 2006 y ocupa parte de los valles de Zuriza, de Ansó (río Veral), Val d'Echo (río Aragón Subordán), Aragüés-Jasa (río Osia) y Aísa (río Estarrún) en la Comarca de La Jacetania. Las cotas máximas de estos valles son considerables, si bien no son tan altas como las del Pirineo Oriental aragonés, oscilando entre los 900 y los 2.668 metros del Bisaurín.

Históricamente, los Valles Occidentales fueron una zona de paso porque por ahí transcurría una vía romana, que se seguía utilizando en la Edad Media por los peregrinos del Camino de Santiago. Pero la existencia de población en el Parque es todavía anterior, ya que encontramos numerosos monumentos megalíticos.

En cuanto a los valores geológicos, nos encontramos un amplio desarrollo de fenómenos kársticos (simas, lapiaces, congostos) y de modelado glaciar cuaternario con los característicos valles en U, los ibones y el paraje conocido como Aguas Tuertas (un antiguo ibón colmatado). También hay que citar la espectacular forma del Castillo d'Acher, correspondiente a un 'sinclinal colgado'.

En sus condiciones climáticas aparece como una zona de transición entre las influencias oceánicas que penetran desde Navarra -presencia de hayedos abundantes en la cabecera- y las características propias de los valles del Pirineo central. Las temperaturas frías de invierno y la presencia de la nieve de noviembre a marzo condicionan, junto con la carencia de espacios llanos, las posibilidades de aprovechamiento agrícola y el sistema de utilización ganadero.

El parque posee una flora tremendamente rica y variada, con unas 1200 especies, de las cuales 232 son consideradas raras y 7 endémicas, que sólo se dan en este Parque Natural.

Esta vegetación sigue un escalonamiento en altura: praderas alpinas en el límite altitudinal del bosque, pino negro, el mayor abetal de Aragón, bosque mixto de pinos y hayas y, en último término, el robledal; su degradación deja paso a un matorral presidido por el boj.

Por sus grandes extensiones arbóreas, las poblaciones locales tradicionalmente han explotado estos montes, sin embargo se ha conservado una buena parte de masa forestal en muy buen estado. Buenos ejemplos los encontramos en los bosques de Gamueta, la Selva de Oza y Linza.

Por estos parajes podremos encontrar igualmente multitud de animales desde urogallos hasta sarrios, pero sin ninguna duda el rey es el oso.

Al borde de la extinción... El Oso

El oso (Ursus arctos arctos) es también llamado onso en la zona, y se deja ver en los Valles Occidentales por la zona de bosques de árboles caducifolios, sobre todo hayedos, y los mixtos de haya, abeto y pinos que tienen abundante sotobosque donde esconderse y alimentarse adecuadamente.

Pocas noticias históricas tenemos del oso en Aragón. Existe un documento por el rey Jaime II prohibió su caza en en tierras turolenses con ballesta u otras armas. Ignacio J. de Asso lo cita en los bosques del Pirineo en su Historia de la economía política de Aragón y Ángel Cabrera, en su Fauna Ibérica, lo da como existente en los Pirineos de Aragón y Cataluña.

A mediados del siglo XX apenas quedaban varios individuos en el Pirineo y en 1952 se dio la primera medida conservadora, prohibiendo su caza durante cinco años. Definitivante se prohibió su caza en 1967 y en Francia se introdujeron algunos ejemplares, sin embargo estas medidas no han servido, ya que, en la actualidad, la situación del oso en el Pirineo está al borde de la extinción con menos de veinte individuos y con la presencia en Aragón de tan solo cuatro ejemplares machos en 2008, que escasamente se dejan ver en el Parque Natural de los Valles Occidentales.

 

Arte | Biografías | Ciencias | Geografía | Heráldica | Historia | Humanidades | Ocio

Índice Alfabético | Galería Multimedia | GEA Educa! | Efemérides

Home | Quiénes somos | Información Legal | Contacto | La GEA en tu Web | RSS


© DiCom Medios SL. C/ Hernán Cortés 37, 50005 Zaragoza
Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza, en inscripción 1ª, Tomo 2563,
Seccion 8, Hoja Z-27296, Folio 130. CIF: B-50849983

NTT Corporación Publicitaria de Medios